El amor a pesar del estilismo

Siempre se ha dicho que nos enamoramos de personas que tienen un estilo que nos gusta y que con el tiempo, se logra uno conjunto. A veces es el de ella, otras el de él. A veces él siempre acomoda el suyo a la ella del momento o viceversa.

Los famosos del panorama internacional han evolucionado según sus parejas. Tenemos ejemplos sobrados.

Cambios de estilo, cambios de tono de pelo, todo conjuntado y en armonía. El amor que todo lo impregna.

¿Quién no recuerda los cambios de Brad Pitt, según le marcaba su corazón y su pareja?

usmagazine-com
Fuente: www.usmagazine.com
enfemenino-com
Fuente: www.enfemenino.com
atodomomento-com
Fuente: www.atodomomento.com
931amor-lamusica-com
Fuente: www.931amor.lamusica.com

Esto ocurre en todas las parejas. Ya lo decían las abuelas “dos que duermen en el mismo colchón se vuelven de la misma opinión”. Al menos de opinión de gustos parece que sí.

Y es curioso que seamos capaces de llevar nuestro estado de ánimo a nuestra imagen. Lo hacemos de manera natural, empezamos a empatizar con quien tenemos al lado y terminamos adoptando formas y gustos parecidos. Lo mismo que hacen los fans de los artistas, que no deja de ser otra forma de amor.

Lo que ocurre es que, a veces, en el panorama del amor surgen parejas que despistan esta línea argumental.

No somos capaces de pensar quién será quien “copie” al otro. Casos se han visto y se verán. En las páginas de la prensa salta uno de estos que nos deja perplejos por la evolución que puede tener.

¿Copiará él la delgadez con curvas de ella?, ¿se sumará a la moda de las transparencias?, ¿será ella una nueva hipster?, ¿preferirá parecerse a Conchita Wurst?

Estamos deseosos de ver, de confirmase la noticia, la evolución estilística de la pareja y comentarla, por supuesto.

Mientras, imaginemos y riamos un rato con las diversas opciones, que es muy sano.

mariclaire-co-uk
Fuente: www.mariclaire.co.uk

 

Fuente: www.bekia.es
Fuente: www.bekia.es
Fuente: www.laprensa.hm
Fuente: www.laprensa.hm

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*